martes, 26 de enero de 2016

CALLEJEANDO POR ROMA



Hoy nos hemos levantado tarde,
teníamos los deberes medio hechos y hemos decidido ir a la piazza Spagna con su famosa escalinata para comernos un rico helado, la sorpresa ha llegado cuando hemos visto que la escalinata sigue existiendo pero con un dispositivo de seguridad que no permite apoyar el culo en ellas.

La verdad es que me he quedado un poquito patitiesa porque pensé que tendría una representación más majestuosa y no un barquito rodeado de una piscinita minúscula,
Después de esta pequeña aventura nos hemos dirigido hacia el mausoleo de Augusto que se encuentra totalmente vallado e inaccesible y hemos seguido andando hasta la plaza Dei Popolo donde tomarse una agua y un café es prohibitivo.

Después nos hemos dedicado a pasear por Roma para acabar comiendo y sin un duro en el Bolsillo en el Burgerking je, je.

Aquí os dejo unos consejillos por si viajáis a Roma que no Nápoles
Siendo muy caro el vino, más lo es la cerveza.

El café será el más bueno del mundo, pero un expreso no llega a la categoría de sorbo.

Si no queréis comer, espinacas, alcarchofas o brócoli, pedid el significado de las palabras en italiano al camarero.

Si compráis un billete de autobús y este está lleno no os sintáis mal si sois los únicos que pagáis.

Los hoteles de 4 estrellas en el centro de Roma, sería una categoría de tres estrellas en España

Para cruzar una calle en un paso de cebra hay que poner el pie todo decidido para que paren, el problema es que a la velocidad y sentido que van quien se atreve??

Si veis unos botones que son para poner el semáforo en verde, no desesperéis, cambia pero a su ritmo.

Y dicho esto desde la terminal de Roma nos despedimos hasta la próxima que espero que sea pronto…

Lo mejor piazza Navona, Fontana Di Trevi con nocturnidad y alevosía

Hoy el es el último día completo que estamos en Roma, mañana ya marchamos hacia nuestra querida Residencia.
Tenemos millones de cosas por hacer pero es cierto que nuestros cuerpos no funcionan al ritmo que nosotros querríamos.

Nos levantamos a las 7 :00 para un desayuno prefabricado, y zumbamos hacia la primera parada ¡¡ Vaticano!!. Ayer por la noche compramos las entradas anticipadas para no hacer cola,”4 euros más y nos quejamos de la Caixa y de Alosa, ja,ja”

Una vez llegamos al Vaticano como estrellas vip pasamos la cola para acabar despojándonos de todas nuestras pertenencias en un control igual o peor que el del aeropuerto.
Reagrupándonos con la plebe en cola para adquirir la Autoguia y zas ,. ya estamos dentro

Que grave error comprar la autoguía, que dolor de cabeza , una señora narrando en un mismo tono la descripción de todas las obras sin pausa ni anécdota graciosa que te haga prestar atención.

Tanto es así, que me han costado unas cuantas escuchas descubrir que el cuadro que visitaba no correspondía al número pulsado en el auto guía.

Después de unas cuantas horas llegamos a la tan esperada Capilla Sixtina, como borregos en un corral todos mirando hacia el mismo sitio, sin dejar de oír a grito pelado…. Fotos no !!! Silencio!!! En todos los idiomas… francés, Ingles, Aleman, Chino, etc, etc,etc,

Pero no sin antes haber visitado el museo egipcio que aun no sé por qué esta en el vaticano.

Salimos de ahí para irnos directamente a la Basílica de san Pedro, imagen que me hace ilusión por haberla visto tantas veces en la tele.

Pues bien cuando llego la desilusión es enorme, pues en la tv parece que el papa este cerca de la gente y resulta que le balcón que sale a la plaza esta donde dios perdió el zapato, nunca mejor dicho.

Hay muchísimas sillas a medio preparar, para un evento,

La iglesia en si me parece graciosa pero no me arranca una cara de sorpresa al entrar, como otras que por su falta de fama superan con creces las expectativas.

Salimos de la iglesia para ver el Circo no sin pasar antes por el templo de Vesta (ya sabéis que las sacerdotisas debían ser vírgenes… o sea que ni me acerco).

Comemos por el camino y llegamos al Circo, que no deja de ser como un hipódromo sin vallas y que actualmente sirve para el paseo de los romanos románticos ó deportistas del running.

Intentamos ir a las termas de Caracalla pero están cerradas por lo que regresamos al hotel para descansar un poco y descubrir algo de noche.

El descaso es breve ya que hay un helicóptero dando vueltas en nuestra cabeza durante horas. Hasta que nos enteramos que el presidente de Irán está intentando cerrar unos negocillos x aquí “Espero que salga bien”

Es la hora de cenar y nos desplazamos a la piazza Navona de la que me encanta su ambiente .

Nos quedamos a cenar por un sitio cercano dónde conocemos a un simpático camarero con el que intentamos arreglar el mundo, para después visitar la fontana de Trevi. Que es visita obligada y casi os diría que de noche gana encanto, mientras paseamos con un heladito para bajar la cena en pleno 25 de enero. Llegamos al hotel, mañana será un día duro. Ya os contaré...

domingo, 24 de enero de 2016

Sabias que el Coliseun le da el nombre una estatua de Neron de 35 metros de altura


Nuestra llegada a Roma es complicada, la devolución del coche no es como en cualquier otra parte del mundo, es una 7 planta de un parquing privado exenta de toda información y con un guardián inexistente, hablamos con un señor de otra compañía y nos dice que dejemos las llaves en el buzón.

Al final aparece uno de la empresa que arrendataria e voila coche devuelto.

Una vez entregado el auto me doy cuenta de la majestuosidad de Roma, su entrada es impresionante, imposible de comparar ni con la Meridiana ni con la Diagonal de Barcelona.

Uno de los primeros monumentos que visitamos en serio es el Coliseum, una brutal construcción para más de 45.000 personas que quita la respiración al verlo y un laberinto en su interior cuidadosamente diseñado.

Dudo que en la época de Vespasiano “que fue el cesar que dio orden a su construcción ” el Pueblo Romano supiera lo que tenía bajo sus pies, ya que en esa época todo estaba cubierto por arena y madera.

El Coliseum fue inaugurado por Cesar Tito que era hijo de Vespasiano hacia el año 62 o63 D.C. y fue este el que normalizo el uso de este recinto para dar diversión al pueblo de forma privada para ganar posiciones en la sociedad, como por ejemplo las luchas de Gladiadores, o con animales exóticos, o incluso llegar a realizar batallas Navales con todo la inversión que eso suponía pagado por particulares que deseaban ser reconocidos.

Esta actividad tuvo lugar hasta la entrada del año 523 D.C. año en el x motivos religiosos ya no era bien visto este tipo de eventos.

Seguimos visitando Roma y llegamos al Forum, otro sitio de visita obligada donde según los méritos conseguidos te permitían construir uno, los Forum no eran más que declaraciones de estatus entre la clase alta y un lugar de reconocimiento popular.

El primero en ganarse el puesto fue Cesar Augusto posteriormente Cesar Trajano y Cesar Adriano.

Unas vez comentadas estas pinceladas de la historia solo deciros que Italia es fantástica que su pasta en armonia con su elaboración es única y que para tomar un carajillo hay que hacer una master pues no os cuento si les pido que sea de Ron Pujol..

Mañana más

sábado, 23 de enero de 2016

Pompeya, la ciudad fundada por Hércules



Pompeya una ciudad que asociada libremente a Roma y después absorbida por el Imperio y que gracias al Vesubio, que no Besugo, sigue existiendo.

Hoy es sábado, nos levantamos con ganas de comernos el mundo, un buen desayuno en el hotel del siglo XVII nos pone antecedentes de lo que vamos a visitar.

Tomamos el coche hacia Pompeya y no es de esperar que el retroceso en el tiempo prosiga por unas vías casi romanas, parches, baches, agujeros, y vertederos en el lateral de la vía pecuaria, me hacen preguntarme si tienen recogida de basuras…. Pero lo que más me sorprende es como pueden lanzar las bolsas de basura por la ventanilla sin dar al vehículo que circula por detrás.

Llegamos a Pompeya y optamos por la Autoguía, ya que nos esperan de 4 a 6 horas de Arqueología.

Ya me pone los pelos de Gallina sólo pensar que la misma entrada que hoy pisamos con tanta seguridad , fue en su día un mar enfurecido que junto con la lava y gases sepultó a muchísimas personas.

Nos adentramos en la antesala del teatro, como si fuera tiempo de descuento del Liceo, por unos minutos personalidades Romanas de la época visten sus mejores galas para dejar claro su estatus.

Es impresionante como está montada toda la infraestructura, desde el mercado del pescado hasta el Lupanare “casa de Putas, para que nos entendamos”.

Tengo tanta información en la cabeza en estos momentos que me es imposible transcribirla, es un lugar mágico donde las piedras o la lava te hacen reir, llorar, o incluso dudar de si una civilización así pudiera haber existido, “las piedras más que nunca hablan”

Lamento que las imágenes no rindan tributo a lo que he sentido, pero como bien sabéis hay días para todo y yo hoy me quedo con las imágenes grabadas en mi retina y de haber sentido y vivido unos momentos así.

Dicho esto, os informo que mi cabeza va y viene, pero que todo es soportable.
Mañana vamos a Roma 200km según el GPS 4 horas ja,ja, no sabía que aquí la velocidad es de 70km por hora.

Y que tendremos que ir por la costa porque para agarrar la autopista tenemos que tener cadenas de nieve aunque haga un sol de justicia si no queremos ser multados por los carabinieri.

Mañana os cuento más, felices sueños a todos,!!!

viernes, 22 de enero de 2016

Cara o Cruz Boltaña o Napoles



Estas vacaciones tienen un sabor agridulce.

Mi salida de Boltaña es lenta, no tengo clara mi llegada a Barcelona, es posible que pare en Barbastro para coger un Autobús, mi salud está resentida y no sé si mis vacaciones serán dentro de la cama del Hotel, enferma, ó si podré disfrutar de Nápoles ,Pompeya y Roma.

Por fin llego a Bcn; lenta, muy lenta, pero segura. Descanso un poquito y quedo con los amigos a los que no veo desde el verano de 2015, es allí dónde me doy cuenta de que no estoy bien me paso la cena con lucecitas….de colores…

A la mañana siguiente lanzo una moneda mentalmente y decido a cara o cruz si subirme al avión o no; y pienso… “total una aventura más”.

Ya dentro del avión de la compañía Vueling, me doy cuenta que los Napolitanos carecen de la educación del Sobrarbe, y como Leones en celo marcan territorio con sus gafas Rayban y gorras Guzzi ó como se escriba.

Al salir del avión comienza nuestra aventura para encontrar la compañía de alquiler de vehículos.

Normalmente dentro del aeropuerto está la oficina representante, pues en Nápoles no, te suben a un minibús y hala… como borregos te llevan a un parquing fuera de la terminal para darte un coche que termina siendo una medio furgo con 50.000 extras menos el más importante, “ como bajar el asiento”. Y a mí me tienes con la cabeza “chafá” en el techo y con un GPS extra moderno intentando no ser pisada por los Fiat restantes. “En mi mente sale el pensamiento que tengo que hablar con José Luis , ya que creo que en próximo viaje sería capaz de alquilar un camión”.

No han pasado ni 10 minutos que ya me estoy saltando la primera norma de tráfico, me empieza a preocupar mi fácil adaptación al medio.

El GPS nos lleva a una zona que yo la denomino suburbio de Nápoles, según José Luis seria como el Hospitalet de Bcn. “ y una mie…” Pues justo allí está nuestro hotel, ja, ja. Sólo deciros que para encontrar la recepción nos perdemos y que dado el ambiente, decidimos ir a Nápoles en tren para evitar el tráfico infernal y los posibles robos.

Tenemos la intención de comer una pizza en Sorbillo, pero para variar el establecimiento abre a las 19:00 y el último tren hacia nuestro suburbio sale a las 20:00.

Nápoles es impresionante, el tren es de lento y destartalado como los de antaño en España, en las calles aún ves descender desde un tercer piso cubos atados a una cuerda para subir la compra, “como cuando éramos pequeños” y el culto a la religión se respira en cada esquina con plazas, iglesias, o comercios que no se si clasificaros de esotéricos ó….

Lo que si tengo claro es que el bolso , en todo momento se encuentra fusionado con mi cuerpo, que cada vez que saco una foto mi cara de mala hostia sale como advertencia de ..”no te acerques que te mato”, pero una vez relajada descubres la sonrisa de un señor que resulta ser la 4 generación de los Borbones y que chilla a los 4 vientos que es Napolitano y no Italiano, no sé si con la esperanza que los presentes le chillemos que nosotros somos Catalanes pero no Españoles. Cosa que no ocurre x tanto José Luis como yo no andamos en esas Políticas.

La verdad es que estoy muy contenta de estar aquí, el cuerpo de momento me responde, y lo mejor de todo es que José Luis me da todo el Apoyo que necesito,
Os dejo con alguna imagen. Hasta mañana que toca Pompeya si todo sigue Bien